AUDIENCIA DE CONTROL DE DETENCIÓN PARA BURGOS SUPUESTO AUTOR DEL HOMICIDIO DE SU PAREJA Y SU HIJO

Se realizó la audiencia de control de detención para Burgos

Foto: López Véliz

Foto: López Véliz

En el Juzgado de Garantía se llevó a cabo la audiencia de control de detención de Jorge Burgos, acusado del homicidio de Celeste Silva y su hijo.

Con un importante despliegue policial, se realizó la audiencia de control de garantía de detención para el acusado de matar a María Celeste y a su hijo en una casilla precaria de chapa en el barrio La Ribera, sobre la ruta nacional Nº 38, el lunes pasado.

El fiscal de la causa, Luis Baracat, entiende que por la peligrosidad que representa y por la calificación del hecho,  el acusado debe permanecer en el penal de Miraflores hasta tanto se solicite el pedido “auto de procesamiento” y “prisión preventiva”.

PRUEBA FUNDAMENTAL PODRÍA SER EL TESTIMONIO DE DOS MENORES EN LA CAUSA

La familia de María Celeste cortó la Ruta Nacional Nº 38 en reclamo. Se dispuso un resguardo provisorio, pero que separa a las hermanas.

La investigación por la muerte de María Celeste Silva (22) y de su bebé Gonzalo de un año y dos meses, ocurrida el lunes a la madrugada, por un el incendio de una precaria casilla en el barrio La Ribera, avanza. Fuentes judiciales informaron que desde la fiscalía interviniente se tramita la solicitud de audiencia de control de detención en el Juzgado de Control de Garantías para Jorge Luis Burgos. Sobre él pesa una cuádruple imputación calificada, por la muerte de su pareja, su hijo y por el intento de homicidio de las hijas de María Celeste, de cinco y seis años.

El fiscal Luis Baracat tiene un plazo de 10 días para solicitar la prisión preventiva y dentro de ese plazo se establecerán algunas medidas. El expediente incrementa fojas raudamente. Solo queda por realizar la pericia psiquiátrica.

También se evalúa la posibilidad de que las hijas de María Celeste, de cinco y seis años, que lograron salvar su vida, puedan dar testimonio de lo ocurrido aquella trágica madrugada. Todo depende de su estado psicológico y de que los profesionales en Salud Mental informen si las niñas están en condiciones de declarar en Cámara Gesell. El testimonio de las pequeñas sobrevivientes sería una prueba fundamental, siempre y cuando los profesionales autoricen a que presten declaración.

El adolescente de 16 años que salió al rescate de las dos niñas fue uno de los primeros testigos en declarar. Su aporte fue sumamente valorado, dado que fue la primera persona en llegar a la escena del crimen. Sin embargo, el adolescente atraviesa por una situación difícil, dado el hecho que vivió de cerca y en el que también corrió peligro su vida.

“Mi familia me dice que no me sienta mal por haber sacado a las chiquitas pero no sé porqué me siento así. Todos los días salgo a trabajar pero tengo miedo, a lo que sea”. El adolescente se dedica a la construcción y meses atrás había salvado a un vecino, que había intentado suicidarse. En su barrio es muy querido por sus vecinos, quienes lo reconocen como “el héroe“, siempre con un espíritu solidario y buena predisposición.

Su mamá contó que no ve bien a su hijo y que él no duerme, tras la tragedia. “Todo el tiempo lo estoy mirando. Está tirado en la cama, pensando. Lo converso y lo veo mal. Necesita urgente un psicólogo. Él no es de hablar, se guarda. Dice ‘no me pasa nada’. Me siento orgullosa de mi hijo, de lo que hizo pero es muy cerrado. Siempre fuimos una familia muy unida y él lo sabe. No está solo. Tiene el apoyo de toda su familia y de los vecinos.

Investigación
En cuanto a antecedentes por violencia de género, se remarcó que si bien María Celeste nunca denunció a Burgos por este tipo de delito, hay constancia por parte de testigos que aseguraron que hubo hechos de violencia días previos a la tragedia. En consecuencia, hubo presencia policial en dos oportunidades, el viernes y el domingo.

De acuerdo con las primeras pericias realizadas, que estableció que el incendio fue provocado de manera intencional. Sin embargo, todavía no se pudo precisar si fue dentro o fuera. Todavía quedan pendientes algunas pericias, por el momento, se estima que no se habría utilizado ningún elemento combustible. Por las características de la casilla, se habría prendido fuego un colchón, en relación con la pericia. Se esperan resultados, por ahora es preliminar.

Por último, sobre la versión de suicidio que había manifestado la defensa de Burgos, se advirtió que el imputado, al momento de la declaración, se abstuvo. Para investigación, tal versión oficialmente en el expediente no se encuentra y si se incorpora, deberá ser probada.

En otro orden, en la última sesión ordinaria de la Cámara de Senadores, se convirtió en Ley el beneficio que garantiza el bienestar integral de los niños, niñas y adolescentes, hijos de madres víctimas de femicidio. La propuesta fue impulsada por el legislador de la Cámara baja Horacio Sierralta. A finales de septiembre, Diputados había dado media sanción.

En la Cámara alta adelantaron que, a fin de mejorar esta iniciativa, se trabajará en un proyecto de modificación. El propósito de aprobar la norma fue el de dar respuesta inmediata a una demanda social. De haberse modificado, el proyecto retornaba a Diputados y después de mayo, volvería a tener tratamiento. La dilación de tiempos se convierte en un obstáculo ante una urgencia social.

Medida polémica

Los familiares de María Celeste salieron a reclamar por la guarda de sus pequeñas hijas. Por la mañana, estuvieron por Casa de Gobierno y organismos judiciales sin competencia en el tema, en búsqueda de una respuesta. Pasadas las 14, se manifestaron sobre la Ruta Nacional Nº 38, en el ingreso al barrio La Ribera. Pidieron justicia por la joven madre y su bebé y por las niñas. Fuentes consultadas en la Subsecretaría de Familia del Ministerio de Desarrollo Social, organismo que tiene a su cargo el sistema de Protección Integral de Niños, Niñas y Adolescentes, informaron que se concretó un acto de resguardo provisorio. Se dispuso que una de las niñas sea entregada a su padre, pero su hermana, sería hija de otro hombre, hasta tanto su padre biológico no acredite el vínculo, será alojada en un hogar de protección.

En los próximos días, se solicitará la intervención del Fuero de Familia, a fin de que disponga una medida excepcional en relación con la guarda definitiva de las niñas.

El artículo 14 de la Ley Provincial de Protección Integral de chicos y chicas estipula que “tienen derecho a ser criados y educados por su grupo familiar asegurándoles la convivencia dentro de sus vínculos afectivos y comunitarios”. Según los familiares, las hermanitas siempre vivieron con su mamá, en contacto permanente con su familia materna.

De momento, las hermanas volvieron a ser separadas de su entorno familiar y centro de vida, primero por la tragedia familiar y luego por esta medida que generó polémica.

Compartir esta nota, que todo el mundo se entere – Producción: Cel.: 383 4 351218